Tuesday, 16 July, 2024

PROFUNDIZANDO EN LA SALUD PELVICA


El Dr Santiago Orrico nos desvela la importancia de la Salud Pélvica. En esta entrevista vamos a explorar los cimientos de nuestro cuerpo: cómo cuidar nuestro suelo pélvico. Descubre cómo mantenerlo y mejorarlo con consejos y estrategias para un bienestar duradero.

La patología del piso pélvico representa un problema frecuente que impacta a millones de mujeres globalmente. A pesar de esto, continúa siendo un asunto poco divulgado y raramente discutido. Nuestro interés por develar toda información al respecto es que entrevistamos al doctor Santiago Orrico, médico ginecólogo, especialista en patología del piso pélvico, quien nos dio a conocer todo lo que se necesita saber acerca de esta afección y la importancia de consultar con un médico especialista.

Doctor, ¿cuándo hablamos de suelo pélvico a que nos referimos específicamente?

El piso pélvico es un grupo de músculos y tejidos que se encuentran en la parte inferior de la pelvis. Su función principal es sostener los órganos pélvicos, como la vejiga, el útero y el recto, en la posición adecuada porque estos están sujetos a la gravedad, así controlar la micción y defecación.

¿Podría decirnos que genera los trastornos del piso pélvico?

Evitar la incontinencia urinaria

Los trastornos del piso pélvico son problemas que afectan su función. Estos trastornos pueden causar una variedad de síntomas, como incontinencia urinaria, incontinencia fecal, prolapso de órganos pélvicos y dolor pélvico. La mujer actual ha aumentado significativamente su expectativa de vida, su actividad laboral, deportiva, sexual, hasta lo social, por lo que esta patología afecta muy significativamente la calidad de vida.

¿Esto es lo que comúnmente se llama prolapso de órganos pélvicos?

Exacto, el prolapso de órganos pélvicos ocurre cuando los músculos y tejidos que sostienen los órganos pélvicos (la vejiga, el útero y el recto) se debilitan o se aflojan. Esto provoca que uno o más de los órganos pélvicos caigan o presionen dentro o fuera de la vagina. Si está descendida la vejiga se denomina cistocele, si lo que desciende es el útero es histerocele y si desciende el recto es rectocele.

¿Qué es lo que causa esta alteración en el suelo pélvico?

Control y cuidado del Suelo Pélvico

Las causas de los trastornos del piso pélvico son variadas e incluyen: embarazo y parto, obesidad, estreñimiento y tos crónica o cualquier actividad que cause un aumento significativo de la presión abdominal, como el esfuerzo debido a las actividades aumentando la presión abdominal, como levantar objetos pesados. También, la cirugía pélvica, como la histerectomía, el sedentarismo y vicios nocivos, como fumar. Otro de los factores sería el envejecimiento, siendo que la disminución natural de la fuerza muscular con la edad puede afectar al suelo pélvico.

¿Cuáles son los síntomas de estos trastornos del piso pélvico?

Estos síntomas varían dependiendo del trastorno específico. Los más comunes incluyen:

  • Incontinencia urinaria: Pérdida involuntaria de orina al hacer esfuerzo, reír o toser.
  • Incontinencia fecal: Dificultad para controlar los gases o las heces.
  • Sensación de pesadez: Sensación de bajada o aparición de un bulto por la vagina que aumenta con el esfuerzo.
  • Dolor pélvico: Puede ser constante o durante las relaciones sexuales.
  • Problemas sexuales: Disminución de la sensación o satisfacción sexual.

Ante la aparición de la afección ¿Cómo se diagnostican este tipo de trastornos?

En principio se debe evaluar a través de una combinación de la historia clínica del paciente, un examen físico detallado y pruebas específicas como ecografías y estudios urodinámicos. Estos estudios se utilizan para diagnosticar problemas de control de la vejiga y pueden ayudar a determinar la causa de la incontinencia urinaria. 

Ejercicios Kegel

¿Qué tratamientos son los recomendados para atender estas alteraciones pélvicas?

El tratamiento de los trastornos del suelo pélvico varía según el tipo específico y la severidad del trastorno. Las opciones de tratamiento pueden incluir:

  • Ejercicios para fortalecer el suelo pélvico
  • Terapia de biofeedback
  • Estimulación eléctrica
  • Dispositivos de apoyo
  • Medicación
  • Cirugía: actualmente se han desarrollado cirugías mínimamente invasivas que logran un excelente resultado anatómico y funcional con una muy rápida reinserción a los quehaceres habituales.

¿Cómo se pueden prevenir este tipo de afecciones, para evitar desorden en el piso pélvico?

Aunque no es posible prevenir todos los trastornos del suelo pélvico, existen medidas que pueden ayudar a disminuir el riesgo, tales como:

Consultar a especialistas evita mayores trastornos
  • Mantener un peso saludable es esencial para el bienestar general.
  • Prevenir el estreñimiento
  • Cesar el consumo de tabaco
  • Reforzar los músculos del suelo pélvico mediante ejercicios específicos
  • Consultar a su médico ante cualquier síntoma de la zona pélvica.

¿Qué mensaje le daría a las mujeres que están sufriendo un trastorno del piso pélvico?

No están solas; no hay motivo para sentir vergüenza al comunicar los síntomas que les inquietan a su médico. Los trastornos del piso pélvico son habituales, tratables y pueden influir notablemente en la calidad de vida. Existen numerosos recursos disponibles para asistirlas en la obtención del tratamiento y apoyo necesarios.

Gentileza: Dr Santiago Orrico, Especialización en patología del piso pélvico en hospital Nacional de Clínicas de Buenos Aires y en Harvard Medical School de Estados Unidos. Docente de la cátedra de Ginecología, Universidad Nacional de Cuyo, Mendoza.

Dr Santiago Orrico

Producción periodística: Patricia Fragapane Federiconi

Fotos: Pinterest

0 comments on “PROFUNDIZANDO EN LA SALUD PELVICA

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *